«

»

Celeste Plee, directora de la UIF, presente en el 13º Encuentro Anual de FAPLA

Las entidades deben “tener sistemas de monitoreo” para  prevenir el lavado de activos.

En el marco del 13º ENCUENTRO ANUAL DE FAPLA, llevado a cabo en el Sheraton Hotel de Buenos Aires, la titular de la Unidad de Información Financiera adelantó a su vez que “las nuevas inspecciones buscarán entender el negocio, cómo opera, para que el sujeto obligado de informar conozca a su cliente y sepa cuál es el origen de los fondos que maneja”.

Plee, además, justificó la diferenciación normativa por sectores, porque “hasta ahora se utilizaba la misma lógica y metodología para el conjunto, lo cual configura un error técnico”. Prometió luego una “simplificación normativa”, ya que “se piden manuales, procedimientos, auditorías internas y sistemas de monitoreo que para muchas empresas son de imposible cumplimiento”.

Por otra parte, la funcionaria aclaró que no se aplicarán multas si el marco normativo no es correcto; en cambio, la UIF se focalizará en “incumplimientos graves”. Finalmente, confirmó que la unidad antilavado implementará el “enfoque basado en riesgos”, mediante procesos de “autoevaluación que cumplan cuatro parámetros: riesgos por producto o servicio; canales de distribución; región geográfica (fronteras); y clientes.

La FACC pondrá a disposición de sus asociadas una herramienta con la cual podrán dar cumplimiento a estas exigencias